EXTINTORES PORTÁTILES – Parte I

DEFINICIONES

Extintor portátil de incendios: dispositivo portátil, cargado o sobre ruedas y operado manualmente, que contiene un agente extinguidor que puede ser expelido a presión con el propósito de suprimir o extinguir un incendio.
Extintor recargable: un extintor capaz de experimentar mantenimiento completo, incluyendo inspección interna del envase, reemplazo de todas las partes y sellos deficientes, y prueba hidrostática.
Extintor operado por cartucho o cilindro: un extintor en el cual el gas expelente está en un contenedor separado del contenedor que almacena el agente extinguidor.
Extintor auto-expelente: un extintor en el cual el agente tiene suficiente presión de vapor a temperaturas normales de operación para expulsarse el mismo.
Extintor de presión almacenada: un extintor en el cual tanto el material extinguidor como el gas expelente son mantenidos en un mismo contenedor, y que incluye un indicador de presión.
Extintor con ruedas: un extintor portátil equipado con un carruaje y ruedas destinado para ser transportado al fuego por una persona.
Extintor a base de agua: un extintor que contiene agentes basados en agua, los cuales pueden ser sólo agua, agua con humectante, agua con anticongelante.
Espuma AFFF: espuma formadora de película acuosa (aqueous film-forming foam).
Espuma FFFP: espuma fluoroproteínica formadora de película (film-forming fluoroprotein foam).
Agente Humectante: un concentrado el cual, cuando se añade al agua, reduce su tensión superficial e incrementa su habilidad para penetrar y esparcirse.
Extintor de niebla de agua: un extintor que contiene agua destilada o des-ionizada y emplea una tobera que descarga el agente en una pulverización fina.
Dióxido de Carbono: un gas inerte, eléctricamente no conductivo, sin color y sin olor que es un medio adecuado para extinguir fuegos clase B y clase C.
Químico Seco: un polvo compuesto de partículas muy pequeñas, usualmente a base de bicarbonato de sodio, bicarbonato potásico o fosfato de amonio, con material particulado añadido y suplementado con un tratamiento especial para proporcionar resistencia a la compactación y a la absorción de humedad y características de flujo adecuadas.
Químico Líquido: normalmente una solución acuosa de sales orgánicas o inorgánicas o una combinación de estas que forman un agente extinguidor. La solución puede ser a base de acetato de potasio, carbonato de potasio, citrato de potasio o una combinación de estos químicos.
Polvo Seco: materiales sólidos en forma de polvo o granulados homologados para extinguir incendios de metales combustibles clase D al formar una costra, sofocar o por medio de transferencia de calor.
Agente limpio: agente extinguidor eléctricamente no conductivo, volátil o gaseoso que no deja residuos después de su evaporación.
Agentes halogenados: Los agentes halogenados son de los siguientes tipos: Halocarbonos y Halones.
Los Halocarbonos incluyen los agentes hidrochlorofluorocarbono (HCFC), hidrofluorocarbono (HFC), perfluorocarbono (PFC), fluoroiodocarbono (FIC). Los Halones incluyen los agentes bromochlorodifluorometano (Halon 1211), bromotrifluorometano (Halon 1301), and mezclas de Halon 1211 y Halon 1301 (Halon 1211/1301)

PRINCIPIOS DE SELECCIÓN DE EXTINTORES

Los extintores portátiles están diseñados para hacer frente a incendios de tamaño limitado y son necesarios y útiles aun si el predio está equipado con sistemas de rociadores automáticos, mangueras u otros equipos fijos de protección contra incendios.
La selección del mejor extintor portátil para una determinada situación depende de los siguientes factores:
1) Naturaleza de los combustibles o inflamables que podrían incendiarse.
2) Gravedad potencial (tamaño, intensidad y velocidad de desplazamiento) de algún incendio que pueda ocurrir.
3) Efectividad del extintor sobre ese riesgo.
4) Facilidad de uso del extintor.
5) Personal disponible para operar el extintor y sus capacidades físicas y reacciones emocionales de acuerdo con su entrenamiento.
6) Condiciones de temperatura ambiente y otras consideraciones atmosféricas especiales (viento, corriente de aire, presencia de humos).
7) Adecuación del extintor con su entorno.
8) Posibilidad de alguna reacción química adversa entre el agente extinguidor y los materiales incendiados.
9) Consideraciones de salud y seguridad operacional (exposición de los operadores durante las labores de control del incendio).
10) Requerimientos de conservación y mantenimiento del extintor.

Un incendio crea condiciones de stress y emoción intensa. Bajo esas condiciones, la selección de un extintor correcto necesita hacerse rápidamente. Se puede ayudar a asegurar la correcta selección del extintor usando los siguientes procedimientos:
1) Localización de los extintores cerca de los riesgos de incendio para los cuales son adecuados.
2) Usando extintores adecuados para más de una clase de fuego.
3) Marcando claramente el uso previsto del extintor.
4) Entrenando a los empleados en el uso del extintor apropiado.

SELECCIÓN DEL EXTINTOR SEGÚN EL AGENTE EXTINGUIDOR

Cada agente extinguidor tiene sus propiedades particulares, lo que lo hace apto para que se pueda utilizar contra determinadas clases de fuego, tal como se indica en la siguiente tabla. Conocer esto es de suma importancia al momento de seleccionar un extintor para proteger un riesgo.

Agente extinguidor

Clase(s) de fuego que extingue

Principio básico de extinción

Agua A Enfriamiento
Agua + agente humectante A Enfriamiento
Agua destilada A, C Enfriamiento
Químico seco multiuso A, B, C Ruptura de reacción en cadena y ahogamiento
Químico seco regular B, C Ruptura de reacción en cadena
Bióxido de carbono B, C Ahogamiento
Agente halogenado A, B, C Ruptura de reacción en cadena y enfriamiento
Polvo seco D Ahogamiento y enfriamiento
Químico líquido K Enfriamiento y ahogamiento
Espumas A, B Enfriamiento y ahogamiento

MÉTODOS DE OPERACIÓN DE EXTINTORES

Los métodos de operación de los extintores se organizan más convenientemente agrupándolos de acuerdo al modo de expulsión del agente extinguidor, es decir, el método empleado para hacer que el agente se descargue desde el recipiente. Los cinco modos de uso común son los siguientes:

(1) Auto-expulsión: cuando el agente tiene suficiente presión de vapor a temperaturas normales de operación para auto-expelerse.

(2) Cápsula o cilindro de gas: cuando el gas expelente está contenido en un envase a presión separado hasta que el operador lo libere para presurizar el recipiente del extintor.

(3) Presión almacenada: cuando el agente extinguidor y el expelente se mantienen dentro de un solo recipiente.

(4) Bombeo mecánico: cuando el operador provee energía expelente por medio de una bomba, y el recipiente que contiene el agente extinguidor no está presurizado.

(5) Propulsión manual: cuando el agente extinguidor se aplica con una pala, cubo o balde.

Los diferentes agentes extinguidores se manejan por uno o varios de estos modos de expulsión. La siguiente tabla relaciona las combinaciones de agente extinguidor y medio expelente de los extintores portátiles.

Modos de expulsión
Agente extinguidor Auto-expulsión Cápsula o cilindro de gas Presión almacenada Bombeo mecánico Propulsión Manual
 Agua X X X
Agua +  agente humectante X
Espumas AFFF y FFFP X X
Dióxido de carbono X
Químico Seco X X
Agente halogenado X X
Polvo Seco X X X
Químico líquido X

Ing. Luis Ybirma
Caracas – Venezuela

Fuente: Norma NFPA 10-2013, Standard for Portable Fire Extinguishers

Notas:
1.- El contenido de este artículo no es una Interpretación Formal de NFPA. Lo aquí expuesto es la interpretación personal del autor y no necesariamente representa la posición oficial de las normas NFPA y sus Comités Técnicos. Por otra parte, el lector es libre de estar de acuerdo con todo o parte de lo aquí expresado.
2.- Todas las imágenes y marcas comerciales que aparecen en este artículo son marcas registradas por sus propietarios, y se utilizan sólo con fines didácticos e informativos.

Artículo Anterior
Próximo Artículo